No comer menos pero más

La comida es esencial para la vida, pero también puede convertirse en una potencial arma en contra de la salud. El índice de crecimiento de la obesidad a nivel mundial es alarmante debido a la mala alimentación y el sedentarismo. Podemos prevenir o retrasar enfermedades crónicas con simples cambios en la dieta diaria, no comiendo menos pero más...

La nutrición no lleva mucho tiempo como ciencia pero, aunque lo parece, no es la más fácil para los científicos. Ya que los efectos que provocan el ejercicio físico, hábitos alimenticios y el desequilibrio en las elecciones que hacemos, no siempre se pueden medir. También estos efectos pueden aparecer mucho tiempo después. Sin embargo existe una relación clara entre los hábitos alimenticios y enfermedades crónicas como el cáncer, gota, enfermedades cardiovasculares,  hipercolesterolemia, diabetes problemas intestinales, etc. Por lo que una dieta adecuada genera claros beneficios para la salud. 

Según expertos, no fumar y mantener un peso saludable puede ayudar a prevenir de un 30 a  un 50 por ciento de los cánceres. 

El metabolismo basal se ralentiza  con la edad, así como también se producen cambios hormonales  y suele  disminuirse el ejercicio o el juego, teniendo como resultado un aumento de peso que a veces no se nota de inmediato. 

 

El concepto alimentación sana se refiere a ingerir todos los alimentos necesarios para cubrir nuestras necesidades nutricionales en las diferentes etapas de la vida (infancia, adolescencia, edad adulta…), así como también en situaciones de salud.  Por lo que no solamente debemos empezar a preocuparnos por este tema a partir de cierta edad.

No menos pero más!

Está demostrado que evitar el sobre peso no significa que tenemos que comer menos, sino más bien, integrar a la dieta más hortalizas, verduras, frutas y granos enteros. Pero tenemos que tomar en cuenta que las frutas tienen azúcares, por lo que dos o tres frutas diarias serán suficientes.

Las hortalizas, verduras, frutas y productos enteros o naturales son los que nos brindan la mayor cantidad de antioxidantes, carbohidratos, grasas, proteínas, vitaminas y minerales y la menor cantidad de grasas saturadas, colesterol, colorantes y saborizantes artificiales, mientras que la fibra dietética te da una sensación de saciedad. Comer menos alimentos preparados, dando lugar en la mitad de nuestro plato a las verduras y una en cuarta parte a granos integrales. Asi, automaticamente comeremos menos alimentos pretratados que contengan grasas  y azúcares malos.

No tienes que cambiar tu dieta de un porrazo! Lo ideal es que vayas integrando poco a poco porciones de frutas y verduras a tu dieta diaria, reemplazando el exceso de carnes con hortamizas.

Como hemos señalado anteriormente, comer sano no significa comer menos o eliminar radicalmente ciertos alimentos de la dieta. Significa que debemos adoptar una postura de equilibrio y sentido común. Por ejemplo si haces un poke bowl con salmón y verduras, puedes integrar mayonesa en el aderezo.

Ojo con lo que comemos! Muchas veces  subestimamos la cantidad de alimentos que realmente ingerimos. Si en lugar de una taza de café habitual tomamos un Grand Frappuccino con jarabe de caramelo, ya hemos consumido una comida “líquida” completa, pero nos parece que solo hemos tomado una taza de café.

Ten en cuenta que este artículo hace referencia a la alimentación saludable en general, que puedes utilizar como base en tu alimentación diaria para ayudarte a prevenir enfermedades crónicas.  En caso de presentar síntomas específicos de alguna enfermedad o su tratamiento, debes dirigirte a un especialista, para que te indique las recomendaciones dietéticas específicas. 

En los próximos días, estaremos compartiendo ricas y originales recetas con ingredientes combinados perfectamente que ayudan a prevenir trastornos de salud.  

Estas recetas las encontrarás en  en el apartado “Yum” de esta página. Las identificarás con la etiqueta “Repreen” (Receta para prevenir enfermedades). S i lo deseas puedes suscribirte a nuestra lista y recibirás  una notificación, cuando  las publiquemos.

Aunque dedicaremos un artículo completo al tema del ejercicio físico, no podemos cerrar este post sin mencionarlo, ya que es otro factor importante para mantenernos saludables.

Ya sabes ! Comer más pero menos y el ejercicio físico debe ser la consigna!

Hasta el próximo post!

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
5/5
Anita

Este post eta disponible tambien en: es